Los cambios en el Congreso, ¿Cuáles son los saldos para Morena? Escribe Jesús Méndez

CAMBIOS EN EL LEGISLATIVO: LOS SALDOS PARA MORENA

Jesús Méndez

En Morena miden fuerzas en el Senado, de cara a la elección del nuevo presidente del Partido.

Por primera vez, dos mujeres serán las responsables de dirigir los trabajos las dos cámaras del Poder Legislativo.

El pasado 5 de septiembre la panista Laura Rojas como electa como presidenta de la Cámara de Diputados con 349 votos a favor, 42 en contra y 37 abstenciones, mientras Mónica Fernández presidirá la mesa directiva Senado de la República, los votos en la bancada de Morena fueron de 33 en contra de Batres, 29 a favor y 2 abstenciones.

La nominación de Laura Rojas llegó después de que Porfirio Muñoz Ledo había anunciado que se mantendría al frente de la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados, de la mano de una iniciativa de reforma a la Ley Orgánica del Congreso, donde establecieron que el grupo con mayoría legislativa tenía derecho a preservar la Mesa Directiva por tres periodos de sesiones consecutivos, lo cual generó un rechazo en la opinión pública.

Los diputados de la oposición se manifestaron en rechazo de la iniciativa y en contra Muñoz Ledo, lo que derivó en la renuncia a la posibilidad de mantenerse en la presidencia del Congreso de la Unión y que la bancada de Morena modificara su iniciativa.

Los saldos: El PAN quedó a la vista como el único partido capaz de hacerle frente como oposición al actual gobierno, al menos en la cámara baja. Muñoz Ledo prefirió mantener su reputación y no pasar a la historia como un “vulgar ambicioso”. Los de Morena dieron pretexto para que sus opositores los atacaran y revivieran los “fantasmas de la reelección” y perdieron el control.

En esa misma semana, Mónica Fernández fue designada como presidenta del Senado, en una votación en la cual Ricardo Monreal operó en contra de la reelección de Martí Batres en ese cargo, llevando al punto en el que Batres acusó diversas irregularidades en la convocatoria, donde destaca que se permitió los votos de sus aliados del PES y no del PT.

Batres presentó una queja ante la Comisión Nacional de Honestidad y Justicia de Morena, en donde a pesar de que se le dio la razón y se pidió reponer el procedimiento, Martí ya no participó por lo que Mónica Fernández fue votada de manera unánime, como presidenta del Senado de la República.

El saldo: Morena como partido representado en esta Cámara da signos de que le cuesta trabajo mantener la unidad, donde se libró una batalla más de la guerra que ya se vive por mantener el control del Partido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.