En la Mirada Política Fernando Vázquez, el “Informe AMLO: feliz, feliz, feliz”

Mirada Política

Informe AMLO: feliz, feliz, feliz

Por Fernando Vázquez Nájera *

Ayer 1 de septiembre, en el día de la festividad de Nuestra Señora de los Remedios, el Presidente entregó al Congreso de la Unión el Primer Informe de Gobierno, pero más importante para él, dio su Tercer Informe al Pueblo de México. Más allá de las cifras oficiales y “otros datos”, en los nueve meses de ejercicio la maquinaria comunicativa que todos los días encabeza el Presidente crea un discurso oficial que pretende mostrar que el pueblo, en realidad, se encuentra feliz, muy feliz y, que los que se oponen a la transformación están “moralmente derrotados”.

De acuerdo con las encuestas publicadas en días recientes, 2 de cada 3 ciudadanos apoyan el desempeño del gobierno federal que encabeza López Obrador.

Esta otra realidad, la de las percepciones, también es liderada por la ola de cambio que defiende la 4T, aunque probablemente no se perciban los matices que ese apoyo tiene, ya que, en el día a día, los cambios no son tan palpables ni tampoco los beneficios provenientes de las nuevas políticas públicas son evidentes.

Un día antes de su informe, el nuevo Señor de los Remedios, López Obrador, decretó el fin de la corrupción en el Gobierno Federal. Esta afirmación ejemplifica uno de los principales problemas del discurso de AMLO: la generación de una ilusión a partir de una realidad diferente.

La corrupción en los distintos niveles sigue ahí, con otros actores y otros montos, pero el discurso dice otra cosa. Quizá este tipo de verdades a medias sea lo que, tarde o temprano, comience a minar el discurso oficial al contrastar la realidad tangible.

Como lo reconoció hace unos días el Jefe de la Oficina de la Presidencia, Alfonso Romo, sin la mejora en los índices de seguridad, poco importa el plan económico del gobierno.

En materia de seguridad pública el Presidente fue prudente en su informe ya que no hay buenos datos, a pesar de que la Guardia Nacional ya está en funciones. La presencia militar, naval y de la extinta policía federal en determinadas zonas del país no ha significado un elemento disuasivo ni efectivo para reducir los homicidios dolosos y las matanzas como la ocurrida recientemente en el municipio de Coatzacoalcos.

La oposición al Gobierno Federal debería utilizar este Primer Informe de Gobierno no sólo para indicar lo negativo o los datos contradictorios, sino también para comenzar a proponer políticas públicas alternativas y/o complementarias, para señalar con la mayor claridad los errores del gobierno y cómo solucionarlos, solo así se irá generando una oposición organizada y creíble que se contraponga con cierto éxito a la mayoría política hoy existente.

* Analista político.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *