Sostiene el INAI su corresponsabilidad en procesos de justicia

Deberá PGR Hacer Pública la Averiguación Previa del Caso Tlatlaya

(Redacción DM) El Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales, INAI, instruyó a la Procuraduría General de la República, PGR, dar a conocer una versión pública de la averiguación previa del caso Tlatlaya SEIDO/UEITA/174BIS/14, así como del expediente de seguimiento al cumplimiento de la recomendación de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, CNDH.

El comisionado Joel Salas Suárez destacó que los organismos garantes de transparencia, como el INAI, deben asumirse como corresponsables de los procesos de justicia transicional, los cuales son una oportunidad de justicia y de transformar al país en uno donde la seguridad y el Estado de derecho se cumplan.

“La apertura de información para detonar procesos de justicia transicional es una oportunidad para construir un México justo para transformar y rescribir la historia del país, una en la que la seguridad y el Estado de derecho se cumplen, donde no hay corrupción ni impunidad”, mencionó.

Al exponer la resolución, enfatizó que el INAI debe resolver cuando un sujeto obligado de la administración pública federal interpreta erróneamente la excepción a la reserva de información relacionada con violaciones graves a derechos humanos.

Informó que solicitó las actas, investigaciones, denuncias y cualquier otro documento relacionado con los hechos ocurridos el 30 de junio de 2014 en Cuadrilla Nueva, comunidad San Pedro Limón, municipio de Tlatlaya, Estado de México.

En respuesta el sujeto obligado, la PGR, mandó a reserva la información, por lo que la particular inconforme presentó recurso de revisión ante el INAI en contra de la reserva y la confidencialidad de los diversos datos aludidos. En alegatos, la PGR reiteró su respuesta original.

En el análisis del caso, a cargo de la ponencia del comisionado Salas Suárez, se determinó que no le resultaba aplicable ninguna causal de reserva, toda vez que la averiguación previa y expediente de seguimiento del caso Tlatlaya, es información relacionada con violaciones graves de derechos humanos, y solo se actualizaba la confidencialidad de los nombres y firmas de personas físicas.

Por lo anterior, el Pleno del INAI, por unanimidad, instruyó a la PGR modificar su respuesta y dar a conocer la versión pública de la averiguación previa sobre el caso Tlatlaya SEIDO/UEITA/174BIS/14, así como el expediente de seguimiento al cumplimiento de la recomendación de la CNDH, en los que únicamente se podrán testar nombre y firma correspondientes a testigos, víctimas, ofendidos, imputados asesores jurídicos y peritos.

Y de no hacerlo, tendrá que dar nombre, firma y cargo de los servidores públicos a quienes se le siguieron procedimientos penales administrativos en su contra, derivados o no de la recomendación de la CNDH, y que ya fueron resueltos de manera firme, es decir, con sanción administrativa o penal.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.